Mesoamérica en vísperas de la Cumbre de Cartagena

Deja un comentario


 

La gira de Joe Biden a México y Honduras y la inclusión de Costa Rica en la Alianza del Pacífico son algunos de los hechos que permiten afirmar que hoy, salvo las excepciones de El Salvador y Nicaragua, donde dos fuerzas políticas de izquierda intentan nadar contra la corriente neoliberal imperialista, en medio de inmensos obstáculos y no pocas contradicciones, lo único que parece cambiar en Mesoamérica son los rostros de los administradores de turno.

Andrés Mora Ramírez / AUNA Costa Rica

(Fotografía: En Tegucigalpa, los presidentes Porfirio Lobo y Laura Chinchilla se reunieron con el Vicepresidente de EE.UU, Joe Biden)

Cuatro años después de la última Cumbre de las Américas en Trinidad y Tobago (2009), y con la Cumbre de Cartagena de Indias, Colombia, ya en el horizonte inmediato (el próximo mes de abril), Estados Unidos y América Latina se encuentran muy lejos de aquella propuesta de un “nuevo día en las relaciones entre los países del hemisferio” anunciada por el presidente Barack Obama cuando asumió el poder. Por el contrario, y a pesar de los esfuerzos de integración desplegados, por ejemplo, con la creación de la CELAC, la profundización de las diferencias entre el norte y el sur, y el Atlántico y el Pacífico de nuestra América, se presenta como la tendencia dominante.

También ahora, como hace cuatro años, la Casa Blanca mueve sus piezas para garantizarse una cumbre sin sobresaltos: por un lado, el presidente colombiano Juan Manuel Santos viajó a La Habana para recordarle a América Latina y al mundo que la Guerra Fría -por lo menos en este continente- todavía no ha terminado, y por lo tanto, Cuba seguirá ausente del cónclave panamericano; y por el otro, el vicepresidente estadounidense, Joe Biden, emprendió una gira a dos destinos emblemáticos de la geopolítica norteamericana: México y Honduras.

No se trata solo de que Washington exhiba su pobre capacidad de comprensión de los cambios ocurridos en nuestra región desde finales del siglo XX, y que niegue sistemáticamente el diálogo entre iguales con los gobiernos latinoamericanos, particularmente aquellos que identificamos como progresistas y nacional-populares: lo peor es que se empeña en repiter, con obstinación, sus errores del pasado. Tanto así, que el incidente más dramático y violento de este período, como fue el golpe de Estado en Honduras (2009), urdido entre las elites oligárquicas y funcionarios norteamericanos de amplia trayectoria en la guerra de contrainsurgencia en Centroamérica, no hizo sino ratificar que las elites estadounidenses no pretenden renunciar a su repertorio de formas de dominación imperialista: desde el soft power hasta la aplicación del poder puro y duro.

Para Mesoamérica –México y Centroamérica-, sin embargo, los signos de debilidad del imperio, que algunos analistas caracterizan como una crisis de hegemonía, lejos de dar margen de maniobra para que partidos y movimientos progresistas ensayen caminos alternativos, se traducen en un apuntalamiento de los pilares que definen la política exterior norteamericana hacia estos países: la geopolítica de la guerra al narcotráfico, la seguridad nacional y el libre comercio panamericanista. Y es eso lo que hemos presenciado en los últimos días con la gira del vicepresidente norteamericano.

En Ciudad de México, Biden se reunió con los candidatos presidenciales a quienes transmitió lo que Dan Restrepo, asesor de la Casa Blanca en asuntos latinoamericanos, definió como “un mensaje muy claro” de sus intenciones de “trabajar como socio con el próximo presidente” mexicano y mantener la actual estrategia en la guerra contra el narco (La Prensa, 02-03-2012). Una batalla que, según cálculos recientes, ha dejado más de 60 mil muertos desde el año 2006 (Proceso, 10-12-2011).

Mientras tanto, en Tegucigalpa, además de expresar al presidente Porfirio Lobo “el ‘apoyo y respeto’ de EE UU por su gestión ‘para restaurar el orden democrático y promover la reconciliación’ en Honduras tras el golpe de Estado de 2009” (La Tribuna, 02-03-2012), Biden ejerció presión contra la iniciativa del gobierno de Guatemala de despenalizar la producción, comercialización y consumo de drogas. En sintonía con la postura de Washington, los gobiernos de El Salvador, Honduras, Costa Rica y Panamá ya anticiparon su oposición a la propuesta guatemalteca, que de aprobarse, podría tener repercusiones en la estrategia de seguridad regional y en las justificaciones político-ideológicas de la creciente presencia militar de Estados Unidos en Centroamérica.

Un día antes de la cita en la capital hondureña, mediante un comunicado oficial, la presidenta Laura Chinchilla informó que tras una reunión virtual” con los presidentes de México, Colombia, Panamá, Perú y Chile, “Costa Rica fue aceptada como miembro observador de la Alianza del Pacífico”.

La mandataria costarricense afirmó, además, que “con los países que conforman la Alianza para el Pacífico nos unen lazos de amistad, así como relaciones comerciales que han venido creciendo durante los últimos años. Compartimos, además, una misma visión sobre crecimiento y desarrollo”. Pero no es lo único que comparten: esta entente de los gobiernos neoliberales de América Latina es estratégica por su rol de contrapeso a la integración nuestramericana –UNASUR, ALBA, CELAC- y por las oportunidades de proyección económica, política y militar que ofrece a los Estados Unidos (ver: EE.UU y el Acuerdo de Integración del Pacífico: dividir para vencer, 07-05-2011). Y allí, en ese escenario, el gobierno de Costa Rica y los grupos dominantes del país se sienten a gusto.

Todos estos hechos que aquí mencionamos, y lo que viene sucediendo en la región en la última década al menos, nos muestran un panorama complejo y poco alentador. Hoy, salvo las excepciones de El Salvador y Nicaragua, donde dos fuerzas políticas de izquierda intentan nadar contra la corriente neoliberal imperialista, en medio de inmensos obstáculos y no pocas contradicciones, lo único que parece cambiar en Mesoamérica son los rostros de los administradores de turno, pero no las grandes orientaciones políticas, económicas, ambientales y culturales que permitirían dar pasos hacia la construcción sociedades más justas, plurales y tolerantes, y hacia democracias auténticas, sólidas y participativas.

¿Los resultados de las elecciones presidenciales en México, en julio de 2012, podrían modificar este panorama? ¿Un México con otra signo político, en un eventual triunfo de Andrés Manuel López Obrador, estaría en condiciones de influir en Centroamérica e impulsar transformaciones sin el sello del hegemonismo estadounidense? ¿Todavía hay esperanzas para un giro progresista en esta región del mundo?

Por ahora, el pesimismo inclina la balanza… Pero el futuro es imprevisible.

Brasil: El neodesarrollismo es una burbuja

1 comentario


 

Lo que ha salvado a Brasil es el agronegocio y principalmente la exportación de commodities a China. Esto enseña que las alianzas del gobierno van a estrecharse más con los terratenientes, que con el movimiento social. Aquí, encontramos el desafío: ¿si en China no hubiera crecimiento económico suficiente para alimentar la necesidad de Brasil y del mundo, qué pasaría?

Venancio Guerrero* / Especial para Con Nuestra América

Desde São Paulo, Brasil.

La economía brasileña ha crecido a tasa de 2,7% en 2011, distinta del 7,5% en 2010. Al mismo tiempo, China amenaza crecer menos, como a 7,5%. En la misma semana, Dilma Rouseff (presidenta brasileña) y Ángela Merkel (Primer Ministra de Alemania) discuten sobre el proteccionismo brasileño. Aquí está amenazada la salida de los Estados Nacionales a la crisis económica mundial, lo que puede profundizar crisis políticas regionales.

Después de noviembre de 2008, hubo diversos intentos para salir de la crisis. Los países de la tríada hegemónica, Japón-Estados Unidos- Europa (principalmente, Francia, Alemania, Inglaterra y países bajos) han aceptado los emergentes, China, Brasil, Rusia e India entre las mesas de discusiones sobre la coordinación de la economía mundial, el G 20.

Desde entonces, el motor del crecimiento mundial fueron los emergentes. El Estado Brasileño ha intervenido en la economía, desde proyectos de habitación, reducción de impuestos, hasta una gran ayuda del Banco Nacional de Desenvolvimento Social (BNDES) – un Banco del Estado de Brasil -, al capital privado. Esos ejes, fueron centrales para la expansión en 2010. Pero también para la elección de Dilma Rouseff como sucesora Lula.

Esa política fue vista desde afuera como la Izquierda Progresista en el poder, o sea, la formula viable de alternativa a la tríada hegemónica, principalmente en contra a Estados Unidos. Varios países y procesos políticos tienen la estrategia de Lula como su referencia. Sin embargo, la visión del neodesarrollismo brasileño como una estrategia de alternativa antiimperialista de izquierdas, que buscan construir otra sociedad justa, viene mostrándose fallida. Por algunas razones fundamentales:

Sus políticas sociales no cambian profundamente al sistema de desigualdad propio de Brasil. Son políticas compensatorias que generan inclusión por el consumo, pero mantienen la desigualdad de acceso a la tierra, vivienda, educación y salud. Además de mantener al mercado de trabajo con altas jornadas y rotación de trabajadores.

El Plano Minha Casa Minha Vida, de construcción de viviendas, que fue unos de los ejes de la recuperación económica, no ha resuelto el problema de déficit habitacional. Bien como, ha creado una especulación inmobiliaria que ha valorado los precios de casas e alquileres, generando, todavía, más desigualdad y periferias. Pues, barrios que eran periféricos y baratos, se hicieron caros, los pobres han tenido de mudar para más lejos, todavía. La síntesis del plano refleja el problema de la estrategia de izquierda capitalista. Pues, los fondos para habitación son liberados para el capital inmobiliario elegir como, donde, y cual el precio del terreno, la construcción y vivienda.

El neodesarrollismo viene enseñando sus llagas sociales. Ese año, en Brasil están ocurriendo luchas dentro de ese mismo contexto, muchas veces generadas por esas políticas. Más de 9.000 familias fueran desalojadas de sus casas, en el Estado de São Paulo. Aquí, eran personas que ocupaban un terreno de un especulador (procurado por la policía internacional). Como ahora, el mercado inmobiliario necesita de terrenos y de personas para demandar casas, lo mejor era quitarlos de sus casas. El gobierno dijo que era en contra al desplazamiento de las familias hecha por el Gobernador del Estado de São Paulo, Geraldo Alckmin, pero no hizo nada para cambiar.

También, el pacto con el agronegocio viene enseñando la faz conservadora del gobierno Lula. Hay desplazamientos de comunidades indígenas por los terratenientes en todo Brasil, por el agronegocio de soya y caña-de-azúcar. En el Estado de Mato Grosso do Sul, la etnia Guaraní-Kaiowá está sufriendo un verdadero genocidio. Sin, contar los árboles y animales, la naturaleza en general, que son desplazadas por los terratenientes y por los proyectos de presas, desalojase su existencia. Sectores del agronegocio reciben fuerte ingresos del gobierno y son estratégicos para el crecimiento económico.

Pero el principal problema del modelo neodesarrollista es su creencia en poder controlar al capitalismo, buscando pequeños avances en el proceso de llegar a “otra sociedad justa”. Para eso es necesario mantener su estabilidad, crecer y lograr mantener altos el empleo y el presupuesto del Estado.

Aquí hay otro error en las evoluciones de la estrategia del Partido de los Trabajadores, la cual señala una confrontación entre Brasil y países de la tríada, principalmente en contra Estados Unidos.

Para esos países, Brasil es estratégico, dependen de él para superar la crisis. Esa apuesta es tan grande, que los inversionistas trajeron una lluvia de capital especulativo, que genera inversiones y liquidez para todos los mercados crecieren arriba de lo que de hecho sostienen en demanda efectiva. Por tanto, hay una burbuja que está por explotar. Eso amenaza al proyecto de desarrollo interno del PT y de Lula: la estrategia de construir una alternativa política al capitalismo y neoliberalismo por el propio capitalismo.

Brasil ha crecido poco por varias razones: 1) La crisis mundial es más fuerte que las políticas económicas naciones de los Estados. El crecimiento de los emergentes no logra superarla y generar demanda suficiente para hacer girar la economía mundial, o sea, la disminución de las exportaciones brasileñas han tenido impacto internamente. La industria fue la que menos ha crecido 2) La inflación ha amenazado explotar, el gobierno ha sacado las viejas formulas del neoliberalismo y ha cortado presupuesto público 3) El crecimiento por el consumo se basa también en el endeudamiento de las familias brasileñas, el año de 2011 ha tenido muchas deudas impagables, con eso ha crecido la tasa interés al consumidor. Si no fuera la euforia de consumir por consumir basada en el optimismo en la economía brasileña y la política de disminución de impuestos a los bienes durables, habría una caída más fuerte del crecimiento del consumo.

Lo que ha salvado a Brasil es el agronegocio y principalmente la exportación de commodities a China. Esto enseña que las alianzas del gobierno van a estrecharse más con los terratenientes, que con el movimiento social. Aquí, encontramos el desafío: ¿si en China no hubiera crecimiento económico suficiente para alimentar la necesidad de Brasil y del mundo, qué pasaría?

Recientemente, David Harvey, economista inglés, estuvo en Brasil, y ha hecho una observación sobre China: Que su crecimiento esta alimentado por inversiones que pueden no tener mercado. El Estado produce casas, infraestructura, predios, pero espera que después de hacerlos, aparezcan los demandantes. ¿Y si no?

Por otro lado, los países mantienen su guerra muda de depreciar sus monedas y cerrar su comercio. Más dudas que respuestas: ¿Esa guerra puede venir a abrirse? ¿Será que no van a producir más movimientos como lo de la Rusia de cortar el gas de los europeos? ¿Van aparecer más terroristas de Noruega? ¿Hasta cuando la izquierda va a creer en el capitalismo?

*Venâncio Guerrero es economista y militante de movimientos populares en Brasil. Es editor del blog: ANTES DA TEMPESTADE (http://antesdatempestade.wordpress.com/)

correo: venancio.guerrero@yahoo.com.br

Resitencias locales, movimientos globales

Deja un comentario


 

No estamos ante un conjunto de movilizaciones sino ante un movimiento contra las multinacionales y la especulación financiera, en defensa del agua, la vida y los pueblos. Es el más formidable, amplio y variopinto movimiento continental desde las luchas de las décadas de 1960 y 1970 y la resistencia a la primera fase del neoliberalismo en los 90.

Raúl Zibechi / LA JORNADA

En junio de 2002, hace apenas 10 años, se realizó en Tambogrande (norte de Perú) la primera consulta popular de carácter comunal sobre la minería a gran escala en el mundo. Más de 90 por ciento de los votantes, unas 25 mil personas, rechazaron el proyecto para explotar oro, plata y zinc de la canadiense Manhattan; sólo 350 votaron a favor y no acudieron a votar apenas 6 por ciento de los habitantes. La consulta fue organizada por la municipalidad y su resultado fue interpretado como un triunfo de la agricultura campesina, que depende del agua para su sobrevivencia.

A la consulta en Tambogrande le siguió la de Esquel (sur de Argentina) en marzo de 2003, donde 80 por ciento se pronunció contra un proyecto de Meridian Gold para extraer oro, con el uso de cianuro. En junio de 2005 se realizó otro referendo en Sipacapa, Guatemala, con similar resultado. Estas consultas fueron la forma de lucha encontrada por las comunidades locales para romper el aislamiento y evitar que sus razones fueran ahogadas por el silencio oficial y de los medios. Hoy puede decirse que tuvieron un resultado más que exitoso.

En Perú, la resistencia a la minería condujo a la realización de la Marcha Nacional por el Derecho al Agua, en febrero, en la que confluyó el grueso del movimiento social peruano. En Argentina, la victoria de Esquel activó la creación de decenas de asambleas locales que se coordinan en la Unión de Asambleas Ciudadanas, que acaban de realizar su 18 encuentro en Mendoza. En Guatemala ya hay 56 municipios que se declararon libres de minería, por la formidable presión de la población. En Perú, Brasil y Chile la resistencia popular contra las megarrepresas hidroeléctricas sigue avanzando, y se entrelaza con la lucha contra la minería y los monocultivos.

Luego de más de una década de resistencias es posible establecer un patrón de acción de movimientos que han trascendido largamente lo local y se instalaron como las principales alternativas al modelo asentado en la expropiación de los bienes comunes. “Es la movilización popular más importante desde la época de Fujimori”, escribió Hugo Blanco, evaluando la Marcha del Agua (Lucha Indígena, febrero de 2012).

El primer rasgo de este patrón es que consiguieron un respaldo tan macizo y profundo entre las poblaciones locales que les permitió trascender el aislamiento y el hostigamiento. Buena parte de estas resistencias se hicieron fuertes al enraizarse en relaciones de carácter comunitario, lo que les permitió visibilizar la existencia de un conflicto entre grandes empresas multinacionales y comunidades locales que buscan asegurar su sobrevivencia. Apelaron a especialistas para traducir sus razones en el lenguaje de las clases medias urbanas y buscaron el paraguas protector de las instituciones y autoridades locales, que es lo que siempre hacen los oprimidos para legitimar sus demandas.

Aun cuando se movilizan pequeños grupos y hasta un puñado de personas, como sucede a menudo con las asambleas ciudadanas argentinas, la contumacia de las comunidades en movimiento les ha permitido neutralizar la criminalización de la protesta. Las comunidades locales están mostrado una novedosa capacidad de elaborar un discurso capaz de sintonizar con otras personas en los más remotos lugares, destacando que se trata de la defensa de la vida frente a la avaricia de la acumulación.

En segundo lugar, aunque la demanda sea estrictamente local, buscaron desde el comienzo tejer lazos con otros sectores sociales para ampliar el eco de sus luchas, y de ese modo comenzaron a tejer amplias alianzas regionales primero, nacionales después y ahora internacionales. La capacidad de romper el cerco informativo y político es lo que les ha permitido trascender la represión y conseguir masivos apoyos en las ciudades, algo que hasta ahora parecía difícil de conseguir.

Las formas de lucha, en tercer lugar, no son ni legales ni ilegales, ni pacíficas ni violentas, aunque hay de todos los tipos, sino sobre todo legítimas, tanto por las demandas como por la capacidad de los militantes de poner el cuerpo ante los gigantescos camiones de las empresas y los golpes de los policías. No hay contradicción entre la opción por las urnas en Tambogrande, o luego en Majaz (norte de Perú), y la contundente acción de los guerreros de Baguá en 2009, en la selva peruana.

En cuarto lugar, se registra la confluencia de los más diversos sectores sociales (como sucedió durante la marcha en defensa del TIPNIS en Bolivia en 2011, y en estos momentos en Aysén, en el sur de Chile) con la reactivación de los mecanismos internos tradicionales de los pueblos para tomar decisiones y garantizar su seguridad, como hicieron las rondas campesinas durante la reciente Marcha del Agua en Perú.

Por último, estamos ante una aceleración de los tiempos. En los primeros meses de este año se sucedieron la Marcha del Agua en Perú y el levantamiento de Aysén, que lleva ya tres semanas bloqueando puentes y carreteras, con una lista de 11 demandas, entre las que ocupa un lugar destacado la oposición a la represa Hidroaysén, mientras el pasado 8 de marzo comenzó la Marcha del Agua en Ecuador, que llegará el día 22 a Quito, luego de recorrer las tres regiones del país. Y ya se anuncia una nueva marcha en Bolivia para evitar que se imponga la carretera en el TIPNIS.

No estamos ante un conjunto de movilizaciones sino ante un movimiento contra las multinacionales y la especulación financiera, en defensa del agua, la vida y los pueblos. Es el más formidable, amplio y variopinto movimiento continental desde las luchas de las décadas de 1960 y 1970 y la resistencia a la primera fase del neoliberalismo en los 90. Este impresionante movimiento por los bienes comunes se registra tanto en países gobernados por la derecha como en los que tienen gobiernos de izquierda y progresistas. No es legítimo, por tanto, buscar excusas del estilo “a quién benefician” los movimientos para echar un manto de sombras sobre las luchas de los de abajo.

Música: El legado musical de los mayas

Deja un comentario


 

ARGENPRESS CULTURAL
La civilización maya tuvo su origen hace 4.000 años en Mesoamérica (península de Yucatán, en México, y lo que hoy constituye los países centroamericanos: Guatemala, Honduras, El Salvador y norte de Nicaragua). Esta civilización fue una de las más altas del continente americano, muy rica en conocimientos varios como arquitectura, agronomía, medicina y matemáticas. De hecho fue una de las pocas culturas que llegó a la noción de cero, al igual que los árabes en su mayor momento de florecimiento. Grandes arquitectos como fueron, legaron la pirámide más voluminosa construida: lo que hoy se conoce como El Mirador, ciudadela sagrada en las selvas del Petén, entre el límite de Guatemala y México, imponente e impresionante, más grande que las de Egipto. E igualmente idearon un calendario más exacto que el gregoriano, que no necesita de años bisiestos dado la perfección con que pudieron medir los tiempos cósmicos.
Hoy día, sin solución de continuidad, los mayas originales siguen existiendo, pero el brillo de otros tiempos desapareció. Antes de la llegada de los conquistadores españoles la gran cultura había entrado en descomposición (seguramente debido a grandes hambrunas que azolaron a su población más guerras internas), y a partir de la conquista, en el siglo XVI, pasaron a ser un pueblo sometido. De todos modos, su resistencia cultural nunca cesó, y es eso lo que les permite hoy seguir existiendo como pueblo autónomo, siendo mayoría étnica en algunos países, como Guatemala, u ocupando un alto porcentaje de la población, como en México.
En cuanto a su música, cabe resaltar que en la actualidad no se conoce mucho de lo producido en su momento de esplendor, porque ya no existe, y es que solo se sabe de cómo era por los instrumentos que se encuentran en los museos o por la información que se ha obtenido de murales o cerámica.
Entre los instrumentos musicales que se pueden mencionar están: las ocarinas, varios tipos de flautas, trompetas, tambores de parche sencillo y doble, los pitos, caramillos, cascabeles, raspadores, atabales, sonajas, el caracol de mar (relacionado con la fertilidad).
Entre estos elementos, se tiene conocimiento de algunos instrumentos, por ejemplo: la sonaja chortí, que es muy parecida a la que se menciona en el código de Dresde y que es decorada con perforaciones que forman el ideograma cósmico de cinco puntos, expresivo de su poder universal.
El lacandón, que es una especie de oboe encontrado por el etnólogo Franz Blom, poseía siete agujeros con los que podría producir ocho sonidos distintos, pero los constructores o quienes tocaban este instrumento, en vez de extender esta gama de sonidos, se limitaron a tocar nada más 7 sonidos, tapando el séptimo agujero con cera silvestre.
Según los instrumentos hallados se deduce que conocían el politonismo, la escala diatónica y el cromatismo.
A los cantores principales se les llamaba hol-pop, que eran los encargados de dirigir los coros, de enseñar la música, el canto y de dar el tono.
Existe una clasificación de los instrumentos musicales mayas según Hornbostel-Sachs (HS); estos se dividen en 4 familias: idiófonos, membranófonos, cordófonos y aerófonos.
Los idiófonos se subdividen en: golpe directo, golpe indirecto, idiófonos punteados, idiófonos por frotación, idiófonos soplados (conchas de tortuga, cascabeles, sonajas, raspadores, conchas marinas).
En flautas es muy raro ver flautas transversas, y otras como la flauta con bola de barro en el ducto que le permite rodar libremente de extremo a extremo, produciendo tonos, medios tonos y microtonos.
Es bastante amplia la variedad de instrumentos que se han descrito en este artículo, sin embargo es necesario seguir indagando en la información relatada, ya que tiene mucho que ver el punto de vista del investigador y de las evidencias, pero lo que sí es exacto es que la cultura maya tuvo una variedad rica en música y danza. Algo de eso pasó posteriormente a la colonia, y mezclado con elementos europeos y africanos (traídos por los esclavos negros, como la marimba, muy popular hoy en Centroamérica) constituye el actual folclore de algunas regiones de Guatemala y del sur de México.
Fuentes:
• Nancy Monzón – DeGuate.com / con ayuda de: Historia de la música en Guatemala por Enrique Díaz Anleu.
• Wikipedia
Fotografías:

Aumentan los ricos en América Latina

Deja un comentario


viernes 9 de marzo de 2012

Ernesto Carmona (especial para ARGENPRESS.info)

La crisis financiera y económica global no impide que los ricos sigan acumulando. Al contrario, en América Latina tenemos ahora 62 propietarios de más de 1.000 millones de dólares, según el recuento de la revista estadounidense Forbes difundido ayer, que detectó a 1.226 súper ricos de todo el mundo poseedores de la fortuna récord de 4,6 billones, entendidos como millones de millones de billetes verdes.

Los más ricos de la región, de acuerdo a la magnitud de sus fortunas, están concentrados en Brasil, México -incluido por cuarto año el traficante de drogas Joaquín Guzmán Loera, El Chapo-, Chile, Colombia, Argentina y Venezuela. Este año se incorporaron, además, Perú y Bélice, que no figuraban en este ranking, cuyo ingreso significa poseer 1.000 millones.
En resumidas cuentas, sólo 62 personas de la región acumulan la friolera de 320,5 mil millones de dólares, el PIB de varios países de la región.
Los diez más ricos del mundo
1) Carlos Slim Helu, 69 mil millones, 72 años, telefonía, México
2) Bill Gates, 61 mil millones, 56 años, Microsoft, EEUU
3) Warren Buffett, 44 mil millones, 81 años, textiles, seguros, EEUU
4) Bernard Arnault, 41 mil millones, 63años, LVMH, Francia
5) Amancio Ortega, 37,5 mil millones, 75años, Zara, España
6) Larry Ellison, 36 mil millones, 67 años, Oracle , EEUU
7) Eike Batista, 30 mil millones, 55 años, minería, petróleo, Brasil
8) Stefan Persson, 26 mil millones, 64 años, H&M, Suecia
9) Li Ka-shing, 25,5 mil millones, 83 años, diversificado, Hong Kong (China)
10) Karl Albrecht, 25,4 mil millones, 92 años, Aldi, Alemania
Los 62 más ricos de América Latina
Los 5 más ricos de Chile:
Cinco de estos grandes ricos mundiales pertenecen a Chile, con un total de 40,9 mil millones, más el dudoso honor de incluir al Presidente de la República, eso sí que con la misma cantidad ostentada el año pasado. Las listas están ordenadas de mayor a menor. El número que sigue al al dígito con paréntesis, que refleja el nivel de riqueza en el país, indica la posición del millonario en el ranking mundial Forbes. Si este número se repite indica que existe otro ricachón con la misma cantidad de miles de millones de dólares.
1) 32 Iris Fontbona y familia Luksic, 17,8 mil millones, 69 años, minería del cobre
2) 86 Eliodoro, Bernardo y Patricia Matte, 10,2 mil millones, papel y celulosa
3) 9 mil millones Horst Paulmann, 9,3 mil millones, 77años, retail
4) 521 Sebastián Piñera, 2,4 mil millones, 62 años, inversiones
5) 1015 Roberto Angelini Rossi, 1,2 mil millones, 63 años, minería y celulosa
Los 4 más ricos de Argentina:
En Argentina aparecieron otros tres multimillonarios para acompañar al veterano Gregorio Pérez, con un total país de 9,6 mil millones:
1) 199 Carlos y Alejandro Bulgheroni, 5,1 mil millones, energía, Argentina
2) 719 Eduardo Eurnekian, 1,8 mil millones, 78, cable tv, agricultura, Argentina
3) 854 Gregorio Pérez Companc, 1,5 mil millones, 77, alimentos, Argentina
4) 1015 Maria Ines de Lafuente Lacroze, 1,2 mil millones, 67, heredera, Argentina
Los 10 más ricos de México:
México descendió sus ricos a 10 personas, con un total de 115,5 mil millones, donde Ricardo Slim aparece con más de la mitad, gracias a los 69 mil millones que de nuevo lo hicieron el hombre más rico del mundo.
1) 1 Carlos Slim Helu: 69 mil millones, edad 72, teléfonos
2) 37 Ricardo Salinas Pliego: 17,4 mil millones, edad 56, retail y TV
3) 38 Alberto Bailleres González: 16,5 mil millones, 80 años, minería
4) 276 Jerónimo Arango, 4 mil millones, 86 años, retail
5) 634 Emilio Azcárraga Jean, 2 mil millones, 44, Televisa
6) 683 Roberto Gonzalez Barrera, 1,9 mil millones, 81, banquero, tortillas
7) 913 Carlos Hank Rhon & family, 1,4 mil millones, 64, banquero
8) 960 Roberto Hernández Ramírez, 1,3 mil millones, 70, banquero
9) 1153 Joaquín Guzmán Loera, 1 mil millones, 54, tráfico de drogas
10) 1153 Alfredo Harp Helu & family, 1 mil millones, 68, banquero
Los 35 más ricos de Brasil:
El país latinoamericano con más súper ricos es Brasil, donde 35 personas poseen 118.000 millones de dólares:
1) 52 Joseph Safra 13,8 mil millones, 73 años, banquero
2) 67 Antonio Ermirio de Moraes, 12,2 mil millones, 83 años, diversificado
3) 69 Jorge Paulo Lemann: 12 mil millones, 72 años, cerveza
4) 178 Marcel Herrmann Telles, 5,7 mil millones, 62 años, cerveza
5) 196 Carlos Alberto Sicupira, 5,2 mil millones, 64 años, cerveza
6) 232 Dorothea Steinbruch, 4,5 mil millones, acero
7) 255 Aloysio de Andrade Faria 4,2 mil millones, 91 años, banquero
8) 290 Francisco Ivens de Sa Dias Branco, 3,8 mil millones, 77 años, alimentos
9) 304 Ana Lucia de Mattos Barretto Villela, 3,6 mil millones, 38 años, banquera
10) 304 Abilio dos Santos Diniz, 3,6 mil millones, 75 años, retail
11) 330 Alfredo Egydio Arruda Villela Filho, 3,4 mil millones, 42 años, banquero
12) 377 Andre Esteves, 3 mil millones, 43 años, banquero
13) 401 Antonio Luiz Seabra, 2,9 mil millones, 69 años, cosméticos
14) 442 Fernando Roberto Moreira Salles, 2,7 mil millones, 65 años banquero
15 442 Joao Moreira Salles, 2,7 mil millones, 50, banquero
16) 442 Pedro Moreira Salles, 2,7 mil millones, 52, banquero
17) 442 Walther Moreira Salles, 2,7 mil millones, 55, banquero
18) 442 Rubens Ometto Silveira Mello, 2,7 mil millones, 62, azúcar, etanol
19) 491 Nevaldo Rocha & family, 2,5 mil millones, 83, retail
20) 521 Moise Safra, 2,4 mil millones, 77, banquero
21) 578 Edson de Godoy Bueno, 2,2 mil millones, 68, salud
22) 578 Maria de Lourdes Egydio Villela, 2,2 mil millones, banquera
23) 601 Lirio Parisotto, 2,1 mil millones, 58, inversiones
24) 634 Dulce Pugliese de Godoy Bueno, 2 mil millones, 64, salud
25) 683, Elie Horn, 1,9 mil millones, 66, bienes raíces
26) 719 Jayme Garfinkel & family, 1,8 mil millones, 65, seguros
27) 719 Rubens Menin Teixeira de Souza, 1,8 mil millones, 56, construcción
28) 764 Joao Alves de Queiroz Filho, 1,7 mil millones, 59, bienes de consumo
29) 804 Guilherme Peirao Leal, 1,6 mil millones, 61, cosméticos
30) 854 Jose Isaac Peres, 1,5 mil millones, 70, centros comerciales
31) 913 Lina Maria Aguiar, 1,4 mil millones, banquera
32) 960 Julio Bozano, 1,3 mil millones, 76, banquero
33) 1075 Lia Maria Aguiar, 1,1 mil millones, heredera
34) 1075 Antonio Jose Carneiro, 1,1 mil millones, 68, distribución eléctricos
35) 1153 Liu Ming Chung, 1 mil millones, 49, manufactura de papel
Los dos más ricos de Colombia:
En la exordinaria concentración de la riqueza que existe en Colombia, para Forbes emergió un nuevo protagonista –concesionario de hamburguesas Mc Donald- que se incorporó al exclusivo club que por años integraron los grupos Santodomingo y Sarmiento.
1) 64 Luis Carlos Sarmiento 12,4 mil millones, 79 años, banquero, Colombia
2) 97 Alejandro Santodomingo Dávila, 9,5 mil millones, 35 años, cerveza, Colombia
3) 764 Woods Staton, 1,7 mil millones, 62, McDonald’s, Colombia
El dúo clásico más rico de Venezuela:
En Venezuela se mantienen las dos familias clásicamente más ricas, Cisneros y el grupo alimentario Mendoza.
1) 255 Gustavo Cisneros, 4,2 mil millones, 66 años, TV y minería de oro
2) 330 Lorenzo Mendoza, 3,4 mil millones, 46 años, alimentos y cerveza
Los más ricos del Perú:
1) 578 Eduardo Hochschild, 2,2 mil millones, 48, minería, Perú
2) 634 Carlos Rodríguez-Pastor, 2 mil millones, 52, finanzas, Perú
El más rico de Belice:
1075 Huang Maoru, 1,1 mil millones, 46, retail

Belice es un pequeño país enquistado entre el sur de México y el norte de Guatemala, conocido antes como Honduras Británica, pero el señor Maoru es un chino nacionalizado que, según Forbes tiene el cuartel general de su empresa de retailer -Maoye Internacional- en China, justo en la frontera con Hong Kong, así que su condición de ciudadano de Belice podría tener como motivo central disfrutar de un paraíso fiscal.

Revela Wikileaks que tropas de la OTAN operan dentro de Siria

Deja un comentario


viernes 9 de marzo de 2012

Martin Hacthoun (PL)

Revelaciones recientes del portal Wikileaks sobre la presencia en Siria de militares de la OTAN coinciden con rumores en círculos periodísticos y académicos aquí sobre el presunto arresto de agentes británicos y franceses en la ciudad de Homs.

Una información de la publicación Islam Times, que amplifica la agencia de noticias Cham Press, asegura que efectivos secretos de Estados Unidos y la OTAN operan dentro de Siria contra el Gobierno del presidente Bashar al-Assad, según el portal digital que ganó relevancia por revelar interioridades de la política estadounidense.
Wikileaks difundió esta vez un mensaje de un analista de información que trabaja para la firma de análisis estratégicos y de inteligencia Stratfor, con sede en Estados Unidos, en el cual dice que asistió a una reunión en el Pentágono con varios oficiales de la OTAN de Francia y Reino Unido el pasado diciembre.
En su misiva, el especialista dice haber conocido que efectivos de esa alianza bélica ya se encontraban sobre el terreno sirio en esa fecha entrenando a las bandas armadas de extremistas.
Equipos de las fuerzas de operaciones especiales, presumiblemente de Estados Unidos, Reino Unido, Francia, Jordania y Turquía ya están sobre el terreno llevando a cabo misiones de reconocimiento y entrenando fuerzas opositoras, asegura el analista en su mensaje.
Agrega que la idea hipotética era desarrollar una campaña de ataques de guerrilla, asesinatos y sabotajes para desatar el caos y derrocar el gobierno sirio.
Fuentes extraoficiales sirias señalaron que efectivos militares y de los cuerpos de seguridad han capturado en operaciones contra los grupos armados terroristas a tres oficiales cataríes, 49 agentes y militares turcos, así como agentes jordanos, británicos y franceses, los últimos en la ciudad de Homs, que esas bandas convirtieron en su principal bastión.
El mensaje revelado por Wikileaks añade que esos grupos recientemente hicieron público que estaban recibiendo pertrechos bélicos de Francia y Reino Unido para atacar a las fuerzas gubernamentales.
A principio de febrero legisladores reclamaron desde el Parlamento francés al presidente Nicolas Sarkozy que aclarara la presencia de efectivos galos en campos, donde se entrenan milicias en Turquía para introducirlas en Siria.
Posteriormente, la televisión rusa difundió que tropas británicas y cataríes estaban “dirigiendo la entrega de armamento y coordinando tácticas en la sangrienta batalla por Homs”.
El canal Russia Today describió que fueron establecidos en Homs cuatro centros de operaciones con tropas extranjeras sobre el terreno con la misión de allanar el camino para una incursión militar secreta contra Siria, y para sustentar tal información citó fuentes de la inteligencia rusa.
El portal digital israelí DEBKAFile, dedicado a temas de espionaje, estratégicos y análisis de contextos políticos y militares, indicó que la presencia de los efectivos cataríes y británicos en Homs fue punto prioritario en la agenda de la reunión entre funcionarios sirios y el jefe del Servicio de Inteligencia de Rusia, Mikhail Fradkov, a mediados de febrero.
Este especialista acompañó al canciller Sergei Lavrov en su visita a Damasco el pasado mes. Con posterioridad a esa revelación por DEBKAFile, funcionarios rusos advirtieron públicamente sobre esa presencia foránea en suelo sirio.
Sobre este intríngulis, el portal informativo libanés Al-Manar publicó el pasado sábado que armas de fabricación israelí fueron utilizadas por primera vez por las bandas armadas en el vecindario Baba Amr, que fue hasta hace una semana bastión principal de esas fuerzas irregulares.
Allí, asegura Al-Manar, el servicio israelí de espionaje Mossad, la firma norteamericana de mercenarios Blackwater y la CIA comandaron operaciones militares contra el gobierno sirio.
El pasado 1 de marzo fuerzas sirias completaron la toma de Baba Amr y otros barrios, donde se habían fortificado las bandas armadas.

Guatemala. Desigualdad estructural: aspectos económicos

Deja un comentario


viernes 9 de marzo de 2012

Moisés Gómez Cortez (especial para ARGENPRESS.info)

Leyendo el documento denominado Políticas Culturales para un Estado Plural, me encuentro que tiene un planteamiento sobre la desigualdad estructural, la define como la reproducción sistemática de relaciones asimétricas por parte del Estado con la finalidad de mantener la hegemonía de grupos de poder. Excluye otras visiones y no responde a la realidad plural del país.

En el proceso de análisis se identificaron las desigualdades estructurales, las causas, las dinámicas, los mecanismos y sus efectos en varias áreas de incidencia tales como: aspectos económicos, aspectos de acceso a servicios del Estado, aspectos de acceso a la justicia, aspectos sociopolíticos y de organización, aspectos de expresión y transmisión de valores y aspectos de racismo y discriminación. Para efectos de este artículo describo el primero, es decir, los aspectos económicos con el objetivo es reflexionar sobre el esbozo.
Desigualdades estructurales:
1) el Estado está organizado para garantizar la concentración de la riqueza de los medios productivos y del sistema financiero en manos de una minoría para perpetuar la hegemonía económica, actualmente bajo la forma del sistema económico neoliberal. No existe el acceso al uso político y administrativo del territorio más que para los que detentan el poder político, económico y militar.
2) El estado se caracteriza por ser etnocéntrico, hecho que se observa en la aplicación monista del derecho de participación política y de igualdad de oportunidades en una realidad que es plural y desigual. Esto implica la perpetuación de un sistema que centraliza y concentra las decisiones en la formulación de políticas públicas, las cuales son sesgadas, incompletas, mono-culturales e insostenibles, ya que responden a los intereses de las élites, que ideológicamente son conservadoras y neoliberales. Las pocas políticas que se refieren a la consideración positiva de la diversidad cultural no son implementadas plenamente y son tratadas de forma superficial.
3) Existe una hegemonía de la lógica occidental, patriarcal y del español como lengua oficial y franca que no responde a la diversidad lingüística ni a la pluralidad de formas de pensamiento, de organización y de expresión del país.
Esto tiene como causas los siguientes aspectos:
1) La economía de privilegios y la inequidad en el sistema tributario
2) La división política y administrativa del país.
Las dinámicas de las desigualdades estructurales afectan a la construcción conjunta de relaciones políticas y estructurales plurales. Se identifican las siguientes:
1) Se prioriza una economía nacional abocada a la exportación antes que a la consolidación de una política de seguridad alimentaria para los más desprotegidos.
2) Se antepone la comprensión de la tierra como un bien de producción antes que la comprensión de territorio de la localidad.
3) Existe un fuerte centralismo estatal que se encuentra desarticulado de la realidad local. En consecuencia no hay garantías que la participación local permita la incidencia y la participación nacional.
4) La primacía del poder económico permite a las elites el control y monopolio del poder político, el cual margina la pluralidad ideológica.
Los mecanismos de las desigualdades estructurales afectan a la construcción conjunta de relaciones institucionales plurales. Se identificaron:
1) Mantenimiento subdesarrollado de las capacidades de conciencia y práctica ciudadana.
2) Imposición de modelos de consumo que son externos, alienantes y deshumanizadores.
3) Distribución incoherente y sin pertinencia de presupuesto público. Disminución y mal uso del gasto público.
4) La aplicación del terror y el miedo.
5) Privatización de servicios públicos
6) La limitación e inadecuación de las consultas populares
7) Inserción forzada y desigual en la globalización.
8) Las negociaciones y sus acuerdos se realizan estrictamente en español
Los efectos de las desigualdades estructurales afectan a la capacidad individual para construir relaciones interpersonales horizontales. Se identificaron los siguientes efectos:
1) Concentración de la riqueza. Se reproduce la estructura de desigualdad mediante la distribución sin equidad del recurso financiero, la tierra, la tecnología y los medios de producción.
2) Agravamiento del desempleo.
3) Agravamiento de la pobreza y extrema pobreza.
4) La carga tributaria privilegia a ciertos sectores de poder y no hay regreso del impuesto para el desarrollo local
5) La migración interna y externa aumenta. Existe un aumento de la movilidad humana en busca de mejoras en la calidad de vida, con la fragmentación social que ello implica a nivel local.
Los derechos colectivos directamente afectados son:
1) El derecho colectivo a la propiedad y posesión del territorio y del patrimonio natural.
2) El derecho colectivo al desarrollo de la ciencia y tecnología.
3) El derecho colectivo a la autosuficiencia y al desarrollo de la industria autóctona.
Bibliografía:
– Canek Observatorio Cultural. (2009). Políticas culturales para un Estado Plural, segunda edición, Guatemala.

Moisés Gómez Cortez es Economista, docente de la División de Ciencias Económicas. Centro Universitario de Occidente. Universidad de San Carlos de Guatemala.

Older Entries