Difusión Cencos México D.F., 20 de junio de 2012

Declaratoria
Red de Género y Medio Ambiente 

La REGEMA es un espacio de convergencia, reflexión, unión y propuesta de la sociedad civil, organizada desde hace más de 15 años con el propósito de articular las dimensiones de la equidad e igualdad de género con proyectos, iniciativas y políticas ambientales.

Las mujeres y hombres que conformamos la Red, venimos de asociaciones civiles, universidades, centros de investigación y como profesionales independientes, de 10 diferentes estados de la República, trabajando en niveles regionales, municipales, estatales y nacionales, y en distintos temas: biodiversidad, cambio climático, manejo de desastres, manejo sustentable de la agricultura, el agua y el bosque.

Por todo esto queremos DECLARAR nuestra preocupación por el futuro de nuestro país.

Compartimos el hartazgo de la sociedad ante un gobierno que en su guerra contra el crimen organizado, ha dejado tras de sí más muertes, violencia y destrucción de miles de familias; un país en el que prevalece la impunidad y la corrupción de las instituciones. Nos unimos al dolor de miles de mujeres que son víctimas visibles e invisibles de esta guerra que las hace aún más vulnerables no sólo ante los criminales, sino también ante las fuerzas policiales y militares, se vuelve a repetir la historia: las mujeres siguen pagando los ajustes estructurales de la economía y los climas de violencia y terror en todo el país.

Compartimos también la preocupación de miles, millones de ciudadanos y ciudadanas, hermanos y hermanas indígenas que siguen presenciando el saqueo de sus territorios, la explotación de sus recursos naturales, la criminalización por defenderlos sin que se imparta justicia y se apliquen las leyes internacionales y nacionales que protegen el derecho al medio ambiente sano, a la libre determinación al agua entre otros derechos.

México es un país rico en recursos como agua, energía y petróleo, es el quinto país megadiverso del mundo, y no estamos dispuest@s, a que se sigan concesionando y vendiendo al mejor postor nuestras reservas naturales, porque sabemos que ahí es donde descansa nuestro futuro económico y cultural.

DECLARATORIA REGEMA

Nos sumamos al grito del CAMPO NO AGUANTA MÁS y SIN MAIZ NO HAY PAIS, porque nuestros gobernantes han traicionado el futuro de millones de familias campesinas al permitir la introducción de maíz y otros cereales, verduras y frutas transgénicas, en un marco de competencia desleal, amenazando la seguridad alimentaria de todas y todos los mexicanos.

Nos adherimos al movimiento #YO SOY 132, porque no es posible que los poderosos y los principales medios de comunicación coludidos en su ambición, fabriquen candidatos, manipulen la información, compren conciencias y voluntades, creemos en la fuerza de la ciudadanía y de las y los jóvenes para construir un México más justo e igualitario.

Nos deslindamos de Josefina Vázquez Mota que usa el hecho de ser mujer para atraer el voto femenino sin presentar en su plataforma una verdadera propuesta de equidad de género.  Tampoco Rosario Robles, ahora de la mano de Enrique Peña Nieto, es confiable, su incongruencia es enorme, su protagonismo inaceptable. No respaldamos las propuestas de candidatas/os conservadoras/es que reproducen el estereotipo de las mujeres y las relaciones tradicionales de género, tampoco a las mujeres que traicionan los movimientos sociales para unirse de manera oportunista a partidos en su ambición de poder.

Demandamos medidas que mejoren de manera efectiva el diseño de programas y la asignación de presupuestos al desarrollo de la agenda de las mujeres, sobre todo de las mujeres del campo, las mujeres indígenas, las mujeres en pobreza urbana. Exigimos participación en el acceso a los medios de producción, al derecho al agua, a servicios que atiendan las necesidades de las mujeres trabajadoras, a resolver las condiciones de las maquiladoras, las jornaleras, las trabajadoras informales; los impactos diferenciados del cambio climático y el deterioro ambiental

El cambio de gobierno para ser esperanzador necesita partir de un diagnóstico real de estas preocupaciones, realizar cambios profundos en la política económica con principios de justicia, equidad y sustentabilidad; defensa de nuestros recursos, incluido los energéticos y la biodiversidad; respeto a la diversidad cultural, social y política; respeto a la identidad y autonomía de los pueblos indígenas y las mujeres; búsqueda de dignidad y soberanía para
todo el país.

No nos engañamos, sabemos que el cambio vendrá de la sociedad.

Llamamos a la ciudadanía, en especial a las mujeres, a realizar un voto informado, un voto razonado, un voto que ofrezca las mejores condiciones para una transformación desde abajo.

Red de Género y Medio Ambiente RGEMA

Junio del 2012

Información difundida por el Área de Comunicación y Visibilidad de Cencos

Anuncios